Tratamientos y protecciones

Importancia

Si observa detenidamente cualquier elemento de madera expuesto al exterior que se haya instalado hace relativamente poco tiempo, podrá comprobar cómo la madera aparece con las capas de protección que se aplicaron en su día totalmente levantadas, y por consiguiente, un deterioro prematuro de la madera.

Esto es así porque los productos que se aplicaron en su momento no eran los más adecuados. Por ejemplo, el barniz crea una capa muy poco elástica que, cuando la madera hincha o merma, se rompe. Al romperse la capa, el barniz se levanta y los agentes externos penetran en la madera. En la actualidad existen una serie de productos que ofrecen una durabilidad e incluso una garantía que nunca antes había tenido la madera: los lasures.

Lasures

Los lasures protegen y dan un acabado para la madera de larga duración, eficaces contra la acción de la intemperie, sol, lluvia, humedad, polución, y hongos del azulado. Contienen elementos especiales que permiten el rechazo de los rayos U.V. del sol. Previene la hinchazón y la merma de la madera manteniendo el equilibrio higroscópico.
Previamente a la aplicación del lasur se debe aplicar al menos dos manos de un tratamiento de fondo protector.

En nuestras instalaciones, a todos los productos se les aplica dos manos de fondo protector y al menos dos manos de lasur decorativo (si el producto se vende ya pintado). Siguiendo estas pautas, se puede observar en las imágenes siguientes cómo se conserva la madera: A la izquierda, unas tablas instaladas sobre una bastidor de hierro, que en el momento de realizar la fotografía tenían dos años. A la derecha, la puerta que está justo al lado, y cuyas tablas tienen en el momento de realizar la fotografía OCHO años. La diferencia es prácticamente inapreciable. cabe destacar que ambas puertas están expuestas durante todo el año a un fuerte sol, lluvia, nieve y heladas. (CLIC SOBRE CADA UNA DE LAS PUERTAS PARA VERLAS AMPLIADAS).

Mantenimiento

El mantenimiento habitual de la madera se debe realizar cuando "lo pida" el elemento en cuestión. Nunca se debe esperar a que nuestro elemento de madera envejezca. Con los productos que Madesant aplica a sus productos, el mantenimiento se realiza habitualmente cada 6-7 años para los elementos al exterior. Para realizar el mantenimiento no es necesario decapar ni lijar, tan sólo eliminar la suciedad y sólo en aquellos casos en los que el elemento tuviera capas anteriores de barnices, eliminarlos con lija.

 

Contacto | Quiénes somos | ©2013 Madesant, Madera y Calidad